martes, junio 28, 2005

yo era Robin Hood

Con la tristeza de quien viene de la peluquería ataco el blog. Con el deseo de que encuentres el buen camino, que sea el tuyo y no el mio, y si es el mismo enséñamelo. Esperando el momento de empezar a trabajar como la que más. Ordenando papeles y recortes de prensa. Huyendo del calor como de la canción del verano. Haciendo cola para bajarme canciones de amigos sin título. Esperando noticias de alguien, bebiendo gazpacho, vigilando las notas por lo que pueda pasar.
Pasan los días y llega julio.
No.

2 comentarios:

Tristán Fagot dijo...

"la tristeza de quien viene de la peluquería"
Me has dejado anodadado y lleno de sana envidia por ese descubrimiento...

Saludos

Anónimo dijo...

mmm...un blog muy interesante.