sábado, julio 23, 2005

el sueño de la inmortalidad

Estaba mirando por la ventana, pensativa, ausente. El canario cantó. Pensé que quizá sería más sencillo si todo seguía como hasta ahora, si no cambiaba nada. Trataba de olvidarme de todo escribiendo, pero, por otro lado, hay realidades y sentimientos que no se pueden escribir. Además, no quiero que cuando me muera mis intimidades queden escritas.
Seguí pensando... ¡ya lo tengo!, ¡el costabravismo es la opción!

2 comentarios:

Anónimo dijo...

¿qué tal ha dormido esta noche la muchacha de la quinta dimensión?

yo he seguido su consejo y he cantado y bailado los primeros acordes del Costabravismo. Mano de santo (veremos...)

brigitte dijo...

Me desperté mirando el móvil, estaba apagado...
Desayuné cantando con Ellos "lo conseguirás si insistes más aunque parezca que se te da mal..."
Llegué a trabajar tarareando Turnedo y encontré un mail que hablaba de Joy Division, Sex Pistols y Oasis.